Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Figurita repetida

La ofensiva de Herrera promedia .283 (271 en 959) en todo el torneo. Foto: Alexander Santamaría

Por: Carlos Castillo Jiménez [email protected] -

Por segundo año consecutivo, Herrera y Panamá Este se volverán a ver las caras en una semifinal del béisbol juvenil, luego de que los azuerenses vencieran 9 por 3 a Los Santos, en el séptimo y decisivo juego de su serie de ocho.

Herrera silenció el estadio Olmedo Solé de Las Tablas, les aguó la fiesta en el inicio del Carnaval y les repitió la dosis a los santeños, a quienes derrotaron en la gran final 2017 en siete partidos.

Publicidad

Ahora, los herreranos visitarán el próximo jueves a Panamá Este, en el estadio José De La Luz Thompson, donde también jugarán el viernes. Los partidos tres y cuatro serán en el Rico Cedeño de Chitré, y de necesitarse los tres últimos encuentros se jugarán en el Rod Carew de la ciudad capital.

La serie entre herreranos y “potros” del Este tiene un aroma de supremacía por un lado y un ambiente de venganza en la otra esquina, luego de que los azuerenses eliminaran en cuatro enfrentamientos en su duelo de semifinales 2017.

El año pasado fue la primera vez que Panamá Este vio acción en un nacional juvenil y en su segunda campaña se volverá a enfrentar en su etapa de vida o muerte a Herrera.

Panamá Este parece tenerle la medida a Herrera, en el 2018, tras ganarle los dos juegos de la ronda regular.

El domingo 14 de enero, los del Este vapulearon por abultamiento de carreras, 11-1, a Herrera, en Chepo, y el viernes 19 los “potros” ganaron 5-4 a domicilio en Chitré.

Herrera, campeón defensor, se levantó como el Ave Fénix cuando agonizaba en la ronda regular con marca de 5-10, tras ganar seis juegos en fila, perdió el último choque de esa fase, terminó con récord de 11-11 y se ubicó de quinto clasificado.

En la serie de ocho, la balanza del favoritismo se inclinaba a Los Santos, por haber derrotado a Herrera en los dos duelos de la fase regular, sin embargo, “La Berraquera” se creció y apunta todos su cañones a Panamá Este.

Los “potros” fueron el mejor equipo de la primera ronda con registro de 16-6, y en la serie de ocho barrieron en cuatro juegos a Colón.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content