Block title
Block content
Block title
Block content

¿Venganza o supremacía?

¿Venganza o supremacía?

Por: Carlos Castillo Jiménez [email protected] -

De las cuatro batallas que se disputarán en la serie de ocho del Campeonato Nacional de Béisbol Mayor, la contienda entre Colón y Chiriquí luce, en el papel, como la más pareja de todas.

Y es que en esta serie, que arrancará hoy en el nuevecito estadio Kenny Serracín, se enfrentarán nada más y nada menos que los dos finalistas de la edición 2017 de la pelota criolla mayor.

Publicidad

El primer duelo entre colonenses y chiricanos debe iniciarse a las 6:00 p.m., y a partir de ese primer grito de “playball” se sentirá un ambiente de venganza o supremacía en el majestuoso coliseo davideño, que fue inaugurado el pasado viernes 23 de marzo.

Los chiricanos buscarán sacarse el clavo de la final pasada, cuando fueron barridos en cuatro enfrentamientos por los colonenses, quienes intentarán alargar su momento de superioridad sobre la tropa del Valle de la Luna.

En el actual certamen, Colón y Chiriquí solo se han topado en un partido y la victoria fue para los C-4 por la mínima diferencia, 6 carreras a 5, en 11 reñidas entradas.

José Murillo III, el metropolitano que dirige a Chiriquí, ratificó a su estelar abridor Andy Otero como su lanzador abridor, mientras que el timonel colonense Alex Zapata mandará al montículo al refuerzo venezolano y ex grandes ligas Anthony Ortega.

En cuanto al duelo personal entre los técnicos José Murillo, con Chiriquí, y Alex Zapata, con el uniforme de Colón, el dominio está del lado del timonel de los “bip bip”.

Del campeonato 2017 a la fecha, Zapata y Colón tienen cinco victorias contra solo dos derrotas ante Murillo III y la escuadra chiricana.

El año pasado, Zapata le ganó un partido a Murillo III en la ronda regular y luego le encajó cuatro victorias más.

Por su lado, Murillo derrotó a Zapata y Colón en un juego de la fase regular del año pasado y en el único duelo en que han chocado esta campaña.

Los chiricanos fueron el cuarto mejor equipo de la ronda regular con un récord de 11-5 y los colonenses se ubicaron quintos con foja de 9-7.

Colectivamente, Chiriquí bateó para .306, sus lanzadores registraron efectividad de 3.50 y a la defensa cometieron 29 errores.

Colón promedió .290 a la ofensiva, su efectividad fue de 3.09 y pecaron en 20 jugadas.

Block title
Block content
Block title
Block content