Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Energía fotovoltaica continúa siendo poco asequible para el público

Actualmente el gobierno se encuentra promoviendo iniciativas en la banca local para lograr el financiamiento de proyectos encaminados a la producción de energías renovables, como los son el reglamento de construcción sostenible y movilidad eléctrica.

Por: Rocío Martins / Web -

Para el año 2050 Panamá debe contar con una capacidad instalada de un 23% de energía fotovoltaica y un porcentaje igual en relación con la generación de energía eólica, según lo que establece el Plan Energético Nacional 2015 - 2050, así lo dio a conocer la mañana de este Marta Bernal, de la Secretaría Nacional de Energía.

Actualmente el gobierno se encuentra promoviendo iniciativas en la banca local para lograr el financiamiento de proyectos encaminados a la producción de energías renovables, como los son el reglamento de construcción sostenible y movilidad eléctrica.

Publicidad
Hoy día en Panamá se generan unos 32 megawats de energía fotovoltaica (residencial, industrial y comercial), agregó. Pero instalar uno de estos sistemas en una casa aún continúa siendo poco asequible para el público en general, pese a que existen incentivos en la compra del equipo, ya sea que usted lo haga a nivel local o en el extranjero y que las empresas eléctricas le compensan al cliente al final del año hasta un 25% en efectivo del excedente de energía que genere

LEE TAMBIÉN: Polémico anteproyecto de reformas migratorias de Zulay vuelve a la Asamblea

Si usted está interesado en instalar un sistema fotovoltaico lo primero que debe saber es que su techo debe contar con una estructura lo suficientemente fuerte como para poder soportar los paneles solares, ya que tienen un peso de 18 kilos por metro cuadrado, porque si vigas, columnas y cimientos no son lo suficientemente fuertes, correrá el peligro de que su techo colapse, según indicó el profesor Óscar Barría, de la Facultad de Ingeniería Eléctrica de la Universidad Tecnológica de Panamá (UTP).

Si debe hacer adecuaciones para instalar un sistema de producción de energía solar usted debe contactar a un ingeniero civil para que inspeccione el inmueble, realice un plano estructural que debe contener todos los cambios que usted debe hacerle al inmueble antes de realizar la obra, lo cual le puede tener un costo aproximado de unos $500.00. Esto no incluye el costo de las adecuaciones, si las tiene que hacer (materiales y mano de obra), solo el plano.

De igual forma debe contratar a un ingeniero eléctrico para que le realice el plano eléctrico mediante el cual se trabajará el sistema fotovoltaico. Este plano también tiene un costo aproximado de $500.00, destacó el profesor Barría.

Una vez usted ya cuente con el plano estructural y el eléctrico, entonces puede dirigirse a una empresa comercializadora de paneles solares para que le coticen su sistema fotovoltaico. Cuánto dinero deberá invertir para adquirir todo el equipo necesario para su sistema fotovoltaico dependerá de cuántos megawats requiere su residencia para funcionar, cálculo que debe estar contenido en el estudio que realizó previamente el ingeniero eléctrico cuando le realizó el plano.

Actualmente un panel solar, de aproximadamente un metro ochenta de alto por un metro de ancho cuesta unos $100.00 y se requieren al menos tres de ellos para producir un megawat de energía. Así que tiré números. Eso sin olvidar que la instalación de equipo, en una residencia, dependiendo de la cantidad de paneles soleres que requiera, le podría tomar como mínimo un fin de semana o más y que cada hora hombre de un especialista en electricidad o de una empresa de venta de paneles solares cuesta $15.00 (calcule como mínimo unas 3 personas).

Lo cual significa que sin incluir el costo de los equipos usted debe hacer una inversión de unos 2,000 dólares en planos y mano de obra.

El siguiente paso a seguir es dirigirse a la empresa eléctrica en donde usted presentará su proyecto y esta le otorgará un permiso para autoproducción y un medidor de dos direcciones, con el cual se ahorrá tener que comprar las baterías de almacenaje de la energía, pues según Barría, estas son las que encarecen aún más los proyectos, ya que su costo de inversión ronda el 50% del precio proyecto, por lo cual eliminar la instalación de baterías es lo ideal para las obras residenciales.

Usted se preguntará, si no tengo baterías entonces ¿a dónde se va la energía que producen mis paneles solares si en el día casi no hay consumo en su residencia? La respuesta es fácil, dijo Barría, en el día toda la energía extra que se produce ingresa al sistema eléctrico público y se va a donde se requiera el consumo en ese momento. Esto significa que esa electricidad que usted no utilizó lo más seguro es que termine siendo gastada en la casa su vecino de al lado o en una residencia cercana, ya que la mayor producción se da entre las 10:00 a.m. y la 2:00 p.m. que es cuando el sol incide sobre los paneles de forma más directa.

Ya en la noche, cuando no hay luz solar y la demanda de energía se incrementa en su residencia el sistema la tomará de la red pública. Es allí cuándo entra en juego la función del medidor de dos direcciones, pues en el día mide cuánta energía usted produce y en la noche calcula cuánta usted gasta, agregó.

Generar energía limpia es muy positivo ya que despeja las líneas de distribución y producción, así como los generadores que están en los polos de la República (Chiriquí, Bocas del Toro, Colón, Bayano), puntualizó.

Barría, creyente en la factibilidad de este tipo de sistemas de producción de energía renovable mencionó que él instaló en su residencia un sistema de 11 paneles solares, en el cual invirtió unos cinco mil 600 dólares. Esto significa que como su consumo mensual rondaba por los 400 dólares y bajó a $180, en promedio, en casi dos años se recupera la inversión que realizó y de allí durante más de 20 años disfrutará de un ahorro de hasta un 25% por la utilización de energía limpia.

Puntualizó que si el cliente solo instala un panel solar para tener energía para cosas básicas y la conecta a una batería de carro, estas funcionan, según el uso que se le de, por un promedio de un año o cuando mucho dos años ya que la batería se va quemando poco a poco y cada vez es menos el porcentaje que carga.

Actualmente la Universidad Tecnológica de Panamá está formando profesionales idóneos en la materia con lo cual se garantiza que se cuente con el personal calificado para la instalación y mantenimiento de sistemas solares en Panamá.

Producir energía limpia no lo es todo, también es importante hacer un uso racional de la energía mediante la utilización de quipos más eficientes, principalmente los de línea blanca y electrodomésticos.

La Secretaría Nacional de Energía ha venido propiciando diferentes tipos de políticas para promocionar el uso de energía renovable como lo son: el plan energético nacional, la ley de uso racional y eficiente de la energía, el reglamento de edificación sostenible, la estrategia de movilidad eléctrica.

Aunque en Panamá ya tienen presencia casi una veintena de empresas que comercializan los sistemas fotovoltaicos, todavía hace falta que los equipos se abaraten aún más para que el común de las personas puedan tener acceso a esta tecnología limpia.

.

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content