Block title
Block content
Block title
Block content

Piden 10 años de prisión para árbitro Geiger

Por: Redacción/Crítica -

La abogada panameña Edna Ramos Chue interpuso ayer ante la Fiscalía Auxiliar de la República una denuncia por estafa agravada contra directivos de la Concacaf y el árbitro de fútbol estadounidense Mark Geiger, cuyas irregularidades en el partido entre las selecciones de Panamá y México el 22 de julio le costaron al equipo istmeño el pase a la final de la Copa Oro 2015.

Según la denuncia, la Concacaf y el árbitro Geiger cometieron estafa agravada contra los jugadores Luis Tejada (expulsado con tarjeta roja), Román Torres (a quien se le pitó un penalti), Harold Cummings (otro penalti), Adolfo Machado (tarjeta amarilla) y Jaime Penedo (suspendido por dos partidos), lo que los afectó a ellos y al resto de la selección de Panamá.

La denuncia señala que estas sanciones fueron injustificadas y con "evidente intención de favorecer a otro equipo", pero además se alega que no se aplicaron las leyes de juego de Fifa y el reglamento de Copa Oro de Concacaf.

Agrega que la selección nacional de fútbol recibió el tercer lugar en la clasificación en la Copa Oro, a pesar de que le correspondía al menos el segundo, y ello representa una lesión patrimonial que excede los $100 mil en beneficios a los jugadores. Para ello, se utilizaron "ardides y argucias" que sorprendieron la buena fe del onceno panameño y su cuerpo técnico.

De acuerdo con la denuncia, el gringo Mark Geiger habría cometido delitos sancionados por el Código Penal en sus artículos 220 y 221 con penas de 1 a 4 años de prisión y de 5 a 10 años de prisión.

Se destaca la aplicación del artículo 17 de la Constitución, que obliga a las autoridades panameñas a proteger la vida, honra y bienes de nacionales dondequiera se encuentren. De igual modo, se advierte que el artículo 20 del Código Penal establece que se aplicará la ley penal panameña a los delitos cometidos en el extranjero cuando los afectados sean panameños.

La demanda también pide que se llame a declarar al entrenador de la selección mexicana, Miguel "El Piojo" Herrera, para que confirme la posición que dio en la conferencia de prensa pospartido, en la que dijo que "no era penal".

Block title
Block content
Block title
Block content