Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Unidad Preventiva Comunitaria arranca en Chiriquí

Varela indicó que la UPC ha sido un modelo exitoso en comunidades como Curundú, El Chorrillo y San Miguelito en la ciudad de Panamá.

Por: Redacción/ Web -

El mandatario de la República, Juan Carlos Varela continuó su gira de trabajo en el interior del país hoy, jueves en la provincia de Chiriquí donde puso en operaciones una nueva Unidad Preventiva Comunitaria (UPC) de la Policía Nacional, en el corregimiento de Pedregal.




El Mandatario destacó que la Policía Nacional seguirá recibiendo todo el respaldo para trabajar en la prevención. Varela indicó que la UPC ha sido un modelo exitoso en comunidades como Curundú, El Chorrillo y San Miguelito en la ciudad de Panamá.




En este sentido el Gobierno a través de los estamentos de seguridad ha reforzado el pie de fuerza, implementado más equipos y ha localizado a varios cabecillas de pandillas, para darle a los chiricanos la seguridad que se merece, y sobre todo brindar una mayor presencia de Estado. Igualmente el mandatario señaló que este puesto de la Unidad Preventiva Comunitaria, en el corregimiento de Pedregal en la ciudad de David, jugará un papel relevante en esta área y en zonas circunvecinas.




“Este puesto contribuirá en el combate contra la delincuencia pandilleril y los delitos conexos que amenaza, en forma creciente a la población juvenil de nuestras comunidades urbanas y semi-urbanas a lo largo y ancho del país”.




Varela señaló que el Gobierno de la República, desde el inicio de su mandato presidencial, ha sido claro: “nuestra política de seguridad y nuestra actitud ante la criminalidad, en todas sus modalidades se resume en lo siguiente: no hemos sido ni seremos tolerantes o permisivos con quienes han escogido la delincuencia como modalidad y estilo de vida”.




Los panameños pueden estar seguros de que jamás habrá una convivencia pacífica o tolerante entre el Estado Panameño Democrático de Derecho y la delincuencia nacional e internacional, aseguró.




“Tengan la seguridad de que los perseguiremos con todo el poder del Estado, con la máxima capacidad de prevenir, reprimir y combatir el crimen que poseen nuestros estamentos de seguridad y su destino será la cárcel, tras ser conducidos ante la justicia, juzgados y condenados de acuerdo con las Leyes de la República de Panamá”, recalcó el mandatario.




No obstante, simultáneamente el Gobierno tendrá funcionando los programas de prevención del delito trabajando en las comunidades, los programas de resocialización para jóvenes y ex delincuentes dispuestos a cambiar su forma de vida, y se continuará preparando a la Policía comunitaria, a los estamentos de seguridad y a la población para dar los combates que sean necesarios contra ese flagelo social.




A través del Programa Barios Seguros (Probaseg) del Ministerio de Seguridad Pública (Minseg) brinda una oportunidad de resocialización a 127 grupos de jóvenes que han decidido cambiar sus vidas, los cuales están ubicados en las provincias de Panamá, Panamá Oeste, Colón, Coclé, Veraguas, Chiriquí y Bocas del Toro.




En la actualidad Barrios Seguros cuenta con 4 mil 150 participantes, de los cuales 1,200 culminaron los cursos vocacionales especialmente en albañilería básica, lectura de planos, soldadura, plomería, electricidad, barbería y repostería, entre otras cursos dictados por instructores de instituciones públicas. De ellos 450 han ingresado al mercado laboral en los proyectos “Techos de Esperanza”, Renovación Urbana de Colón y en las empresas privadas.




Seguridad y prevención comunitaria




Las Unidades Preventivas Comunitarias se crearon el 10 de diciembre del 2012, en el día Internacional de los Derechos Humanos, a partir de un plan piloto iniciado en Curundú. Tienen como visión actuar con criterio preventivo-disuasivo, con firmeza y el mayor respeto a los derechos humanos de los infractores y delincuentes.




Los resultados de estas unidades en la ciudad capital han sido positivos en barrios como El Chorrillo, Santa Ana y Calidonia, en San Miguelito y Samaria. Mediante un trabajo directo y permanente con las comunidades, ha permitido ir bajando los índices de criminalidad, al desarrollar la capacidad de poder anticipar el accionar de la delincuencia común y organizada.




El Jefe de Estado les pidió a las unidades policiales total compromiso con las leyes de la República y con todos los procedimientos policiales en la lucha contra el delito y la delincuencia. “Actúen con firmeza, pero respetando los Derechos Humanos; trabajen de la mano de la comunidad, porque solamente de su lado podemos ser eficientes y hacer valer el lema de Proteger y Servir”.
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content