Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Varela, vuelto el diablo en Navidad

El mandatario embistió a periodistas, tuiteros y opositores en un discurso de fuerte contenido proselitista

Varela embistió a sus críticos en medio de un acto público

Por: Redacción Crítica -

En un discurso que recordó las intervenciones de su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, el presidente Juan Carlos Varela refrescó sus eslogans de la campaña de 2014, llamó "príncipes y princesas" a los tuiteros críticos a su gobierno, mandó a los periodistas a atender a sus esposas, lanzó indirectas a su antecesor en el cargo y llamó a su ministro de Vivienda "presidente Etchelecu".

Este discurso con fuertes tintes de campaña política tuvo lugar ayer durante una entrega de apartamentos en Veraguas.

Publicidad

El mandatario usó este escenario para embestir a periodistas y medios que durante los últimos días han puesto de manifiesto los evidentes conflictos de interés detrás de sus designaciones para la Corte Suprema de Ana Lucrecia Tovar de Zarak (esposa de un viceministro) y la cuestionada fiscal Zuleyka Moore.

Varela los acusó de inventar peleas en el país. "Aunque las empresas de las familias dueñas de medios de comunicación cada día ganan más dinero, lastimosamente lo que se refleja es esa pelea todos los días", exclamó un sudoroso presidente.

El mandatario dijo que el trabajo de esas "mujeres valientes" refiriéndose a Moore, ha servido para que los jubilados puedan cobrar sus décimos atrasados a través del de los certificados Cepadem.

"Entonces todo el día es atacarlas. Todo el día desde que son las 6 de la mañana hasta las 11 es atacarlas", dijo Varela. "Si se escucha la voz de aquellos que están atacando a esas valientes mujeres que están recuperando el patrimonio del pueblo, que están permitiendo que se pague el Cepadem y que están evitando que se de corrupción en el país, le quiero pedir al pueblo que también se escuche la voz de 4 millones de panameños que dicen basta ya con el desvío de los fondos que le pertenecen al pueblo".

"No se equivoquen. Esta no es una pelea contra las princesas y los príncipes que están en las redes sociales todo el día cuestionando. No es contra los líderes de opinión, no es con los periodistas, no es con los políticos. Es una lucha contra la corrupción".

Incluso, el mandatario usó la plataforma para lanzar burlas a los periodistas.

"Saludos a los medios, a los periodistas, a los que hablan en la mañana, en la noche, en la tarde, antes del boxeo, los quiero mucho a todos... Esta noche no duermen. Las esposas están ahí y se van a quedar dormidos tirando plomo, se les van a cansar los dedos. Pero los quiero a todos mucho", espetó Varela.

El Presidente alegó que no tiene para estar peleando con tuiteros, porque tiene que dedicarse a trabajar.

Lanzó también dardos, sin mencionar su nombre, contra el expresidente Ricardo Martinelli, a quien acusó de "titularle tierras a sus amigos".

También embistió al exdirector del PAN, Rafael Guardia, y trató de relacionar su caso, por el cual se le concedió un acuerdo de pena, con la entrega de viviendas en Veraguas.

"En estos días salió un juicio de un director del PAN, creo, que se había llevado como $60 millones, y la gente se ponen bravos porque dicen que el Consejo de Gabinete ha postulado a una fiscal anticorrupción para la Corte. Yo no entiendo eso. Bravo debe 'tar es el pueblo panameño, que se llevaron 60 millones de dólares que son de apartamentos para las familias panameñas".

"Y entonces el partido de ese señor se pone bravo con uno", agregó.

El jefe del Ejecutivo también le disparó indirectamente a “La Estrella de Panamá”, que reportó que estrenó la chequera de la Fundación Don James, cuyo directivo Jaime Lasso recibió $10.7 millones de Odebrecht, que luego trianguló a la campaña del presidente.

Una familia me atacó en sus periódicos, porque están bravos que utilice 7 hectáreas que le concedieron en Colón y ahora se destinó para el paseo marino en esa ciudad que se inauguró el sábado.

Durante un segmento del discurso, que se extendió por más de media hora, Varela alabó por el proyecto entregado al ministro Mario Etchelecu, encargado de la cartera de Vivienda y lo llamó "presidente Etchelecu". No se sabe si intencionalmente, o "se le fue".

"El pueblo quiere que vengan más ministros de vivienda a hacer lo que está haciendo el presidente Etchelecu".

Cerca al final, el mandatario que ha sido señalado por persecución política a figuras del anterior gobierno, manipulando al órgano judicial, lanzó una advertencia a sus adversarios políticos.

"No duden que una cosa es la nobleza y otra cosa es la firmeza. Para llegar a ser presidente hay que tener ambas. Hay que ser noble y hay que ser firme, y hay que saber cuándo usar ambas".

Después de darle una plomera a la oposición, Varela recordó de repente que faltaba una semana para la Navidad y alegó que no tiene enemigos ni adversarios, y planteó una reconciliación y unidad.

Varela también exculpó sin mencionar a Odebrecht. "Hay empresas grandes que cometieron errores, pidieron perdón y devolvieron dinero, pero otros no han aceptado su situación. Piensen en el país y sus hijos, es mejor aceptar faltas y corregir", concluyó.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content