Transportistas están perdiendo la paciencia por cierre en zona fronteriza

En horas del mediodía de este miércoles se había programado una reunión binacional de transportistas de carga, sin embargo, la misma fue suspendendida y los transportistas panameños ya empiezan a perder la calma.
Transportistas están perdiendo la paciencia por cierre en zona fronteriza

Transportistas están perdiendo la paciencia por cierre en zona fronteriza

Por: Mayra Madrid- Crítica -

Transportistas de carga que se mantienen varados en la frontera de Paso Canoas entre Panamá y Costa Rica , ya empiezan a perder la calma y piden a los manifestantes se les permita pasar,  ya que la pérdidas aumentan a más de 30 millones de dólares en estos seis días de cierre.

En horas del mediodía de este miércoles se había programado una reunión binacional de transportistas de carga, sin embargo, la misma fue suspendendida y los transportistas panameños ya empiezan a perder la calma.

Publicidad

LEE TAMBIÉN:  Mayín critica veto al proyecto que sanciona a funcionarios que paren obras

Dirigentes de transportistas panameños estuvieron a la espera de autoridades y transportistas de Costa Rica; sin embargo los mismos no llegaron, ellos buscan que los manifestantes o despejen las vías o les permita pasar poco a poco el transporte de carga.

Se conoció que se trata de unos 400 transportista de carga de varios países los que permanecen varados en la frontera de Paso Canoas tratando de continuar su viaje en ambas direcciones.

La situación en el sector de Paso Canoas se mantiene, el cierre de la frontera continúa,  los manifestantes aseguran que no van a despejar la vía hasta que el presidente de la República de Costa Rica, Carlos Alvarado Quesada emita un documento y lo firme donde desista de la absurda idea de aceptar un préstamo del Fondo Monetario Internacional o se siente a conversar.

Edgar Gutiérrez, dirigente de los manifestantes, señaló que el Presidente ha dicho que no va a negociar con la gente que está en la calle, pero lamentablemente esa decisión es absurda ya que es el pueblo que está en la calle es con quien debe sentarse a negociar.

Se conoció que hasta ahora la Policía de Costa Rica no ha procedido al desalojo de este grupo de manifestantes utilizando la represión para no afectar la soberanía panameña.

Por su parte, Unidades de las Fuerzas especiales del Batallón Occidental de Senafront se mantienen apostados a los a lo largo del cordón fronterizo para garantizarle la seguridad a los panameños de registrarse algún tipo de incidente.

Contenido Premium: 
0