Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Miembros de secta llegan a Bocas para enfrentar audiencia por homicidios [Video]

El traslado de los presuntos vinculados se dio a través de un bus, tipo coaster, desde la ciudad de Santiago, provincia de Veraguas, hacia Bocas del Toro acompañado por un fuerte componente policial.

Por: Redacción/ Web -

Los nueve integrantes de la secta diabólica que causaron presuntamente la muerte de 7 personas en la comunidad de Altos de Terrón, comarca Ngäbe Buglé, llegaron esposados de pies y manos a las instalaciones del cuartel policial de Changuinola, provincia de Bocas del Toro. Ellos están citados para audiencia de control en las instalaciones del Sistema Penal Acusatorio, a  las 2 de la tarde.

Un componente policial custodió el traslado de estos sujetos, quienes están señalados como los presuntos autores de la muerte de una familia en medio de un culto. Este grupo religioso mantenía retenidos a los feligreses, pero además eran sometidos a golpes, quemaduras y otros tipos de torturas.

Lo trasladan hacia Bocas del Toro

A eso de las 3 de la manaña de hoy, viernes, se procedió al trasladado desde la provincia de Veraguas a las nueve personas, presuntamente, vinculadas al asesinato colectivo de 7 indígenas (6 menores y una mujer)  en la comunidad de El Terrón, corregimiento de Santa Catalina,  en la comarca Ngäbe Buglé, quienes enfrentarán una audiencia de control ante el Sistema Penal Acusatorio de Bocas del Toro, programada para  las 2 de la tarde.

Se conoció que un menor de edad, quien también es señalado por su participación en  estos crímenes, fue trasladado desde ayer, jueves, hacia los tribunales de Bocas del Toro.

LEE TAMBIÉN: ABUELO MATÓ A 5 NIETOS E HIJA POR NO VOMITAR DEMONIOS

El traslado de los presuntos vinculados se dio a través de un bus, tipo coaster, desde la ciudad de Santiago, provincia de Veraguas, hacia Bocas del Toro acompañado por un fuerte componente policial.

Entre las personas que serán imputadas hay un abuelo que, presuntamente, mató a su hija embarazada y 5 nietos. En este caso fueron rescatadas unas 15 personas, que también sufrieron lesiones.

Los involucrados en esta serie de homicidios forman parte de una secta religiosa que sometían a los feligreses a maltratos, quemaduras y muerte en medio de los cultos para sacarles los demonios

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content