Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Piden 37 años de prisión para asesino de una mujer

Los fiscales del Ministerio Público (MP), reiteraron que el asesinato de Anghely Katherine Reyes fue un acto premeditado por su pareja.

Por: Eric Ariel Montenegro / Crítica -

La Fiscalía de Homicidio solicitó una condena de 37 años de cárcel para el venezolano Darwin Eduardo Duque Sánchez, quien asesinara a su esposa Anghely Katherine Reyes, el 21 de enero de 2019 en el Tecal de Arraiján en la provincia de Panamá Oeste.
En el juicio oral por este caso, el cual inicio el pasado lunes, la Fiscalía de Homicidio solicitó la pena máxima de 30 años por el delito de femicidio, cuatro por el violación de domicilio y tres por delito de privación de libertad
Darwin Duque Sánchez, había sido desalojado de la casa número 260 que compartía con su pareja en el Tecal, por la Fiscalía de Atención Primaria de Arraiján, debido a los frecuentes episodios de violencia doméstica
Publicidad
Días después se introdujo a la casa por el techo, armado con un cuchillo, con el cual asesino a su pareja, en el baño de la vivienda además de retener por tres horas a su hija
El juicio oral, que  inicialmente se realizaría con un jurado de conciencia fue cambiado a última hora por decisión del imputado, quien opto por enfrentar a un tribunal de derecho, compuesto por tres magistrados
Los fiscales del Ministerio Público (MP), reiteraron que el asesinato de Anghely Katherine Reyes fue un acto premeditado por su pareja.
Amigos de la víctima indicaron que desde el año 2017 Anghely era víctima de violencia intrafamiliar por parte de su ex pareja, quien se cada vez se tornaba más violento
Debido a estos actos de violencia Anghely Katherine intentó en el 2018 retornar a su natal Venezuela con sus dos hijos los cual no pudo concretizar por diversas razones
En la parte final del juicio, Darwin Duque, se dirigió a los jueces pidiendo perdón además de asegurar estar arrepentido y negar haber tenido intención de  hacer daño a su hija
“No quería matar a mi esposa ni dañar a mi hija” dijo con la voz entre cortada por el llanto Darwin añadiendo que, “todo sucedió muy rápido, no me acuerdo de nada, es como si hubiera perdido el conocimiento”
El imputado dijo sentir dolor por el futuro de su hija, quien ahora enfrenta dificultades en Venezuela a dos fue trasladada para vivir con la familia de su madre.
Contenido Premium: 
0