Perros juegan con una cabeza decapitada

La Guardia Civil localizó ayer en un profundo barranco próximo a la localidad oscense de Sabiñánigo un turismo de matrícula francesa junto al que se encontraba el cadáver de un hombre decapitado, con cuya cabeza jugaban unos perros. Los responsables de la investigación no descartan la posibilidad de que el fallecido sufriera un accidente y su cuerpo saliera despedido del vehículo durante la caída. Posteriormente, los perros le habrían arrancado la cabeza.


Para comentar debes registrarte y completar los datos generales.