Tico Wanchope llegó endemoniado al Maracaná

Por: Jaime Chávez [email protected] -

Paulo César Wanchope, técnico de la selección absoluta de Costa Rica, opacó ayer lo que debió ser un espectáculo puramente futbolístico en el estadio Maracaná de El Chorrillo, donde las selecciones Sub-23 de Costa Rica, que dirige Luis Fallas, y Panamá firmaron un empate a cero goles.

"Crítica" estaba a pocos metros donde se encontraba ubicado el técnico de la selección mayor costarricense, quien se fue calentando a medida que avanzaba el partido. "Chope", desde las gradas del Maracaná lanzó uno que otro insulto hacia la cuarteta arbitral y disparó frases que insinuaban que el choque estaba arreglado para que los locales se llevaran el triunfo. Los síntomas eran claros: el tico parecía estar poseído, esto a pesar de que no era quien comandaba el banquillo.

Publicidad

Terminado el partido, Wanchope quiso ingresar al terreno de juego, pero el seguridad que custodiaba la rejilla que da acceso a la cancha no se lo permitió, lo que desató su furia. "Chope", evidentemente cabreado, le estrelló la puerta al seguridad, a lo que este le respondió con un volado de derecha que le impactó el rostro. Acto seguido, el tico empujó a un niño y devolvió el golpe. La trifulca estaba armada.

Javier Wanchope, director técnico del Atlético Chiriquí, intervino para calmar a su hermano, que tuvo que ser custodiado por miembros de la Policía Nacional para evitar que el asunto pasara a mayores.

"Lamento la situación, se trató de calor del partido", expresó Javier.