Matan a seguridad para robarle el arma

Redacción
Web



Un guardia de seguridad fue asesinado a tiros para supuestamente robarle el arma de reglamento calibre 38 y una tablet.

El vigilante custodiaba una estación de combustible ubicada en Pedregal, cuando fue baleado mortalmente por los delincuentes.

Un compañero testificó que sólo escuchó los disparos y no salió porque temía que también lo mataran.

La Policía Nacional activó un operativos en busca de los homicidas, pero no detuvieron a nadie.