Ngäbes: Vamos a la calle y Aguilera no nos intimida

Por: Mayra Madrid Crítica -

Indígenas del Movimiento 10 de Abril (M-10) aseguran que intimidaciones del ministro de Seguridad, Rodolfo Aguilera, sobre medidas a tomar si realizan cierres de calles, no harán que retrocedan en la movilización masiva a la que han convocado a nivel nacional para el próximo lunes en diferentes puntos del país, en rechazo al proyecto hidroeléctrico Barro Blanco.

Ricardo Miranda, dirigente del M-10, manifestó que las declaraciones de Aguilera son estrategias del Gobierno basadas en intimidaciones a la población indígena para que no salga a las calles a pelear por sus derechos.

"Para el próximo lunes 17 de agosto hemos convocado a una movilización masiva a nivel nacional, en rechazo al proyecto Barro Blanco; ya nos han mostrado respaldo diferentes organizaciones para ese día, entre ellos, los jóvenes ngäbes de diferentes organizaciones, vamos de frente, en contra de Barro Blanco; si hay autoridades como la señora Silvia Carrera, que se inclinó al Gobierno para cuidar el puesto de su hijo que está nombrado como embajador, y otros beneficios que se les están otorgando, nosotros no, no tenemos precio. Señor presidente, Varela, cancele Barro Blanco", dijo Miranda.

El M-10 manifestó que no están pidiendo iglesias como se le ofreció al grupo de la señora Clementina Pérez, del M-22, para que se uniera a la mesa del diálogo, y menos limosna ni migajas, ya que la población lo que exige es la cancelación definitiva de Barro Blanco.

El dirigente indígena arremetió contra la cacica Carrera, la tildó de traidora al venderse al Gobierno por beneficios que ya le han sido otorgados, como el nombramiento de su hijo en la embajada de Bolivia.