Block title
Block content
Block title
Block content

Proyecto habitacional divide a Arraiján

Por: Raimundo Rivera Crítica -

El mandatario Juan Carlos Varela entregó ayer la orden de proceder para la construcción de 2,200 apartamentos en la "Ciudad de Esperanza", en Arraiján, el cual generó el rechazo de los residentes de la barriada El Corotú.

La obra, a un costo de $137 millones, estará a cargo del Consorcio CCA y MCM y beneficiará a 11,250 personas e incluye la nueva sede de la Universidad Nacional en Panamá Oeste, áreas deportivas, culturales y nueva vialidad en Arraiján. Serán edificaciones con apartamentos de 48 y 57 metros cuadrados.

Durante el acto, afuera del área y tras una cerca se escuchaban los gritos de "no al proyecto". Los residentes de El Corotú desprendieron parte de la barrera de metal que los separaba de la actividad para hacer que se escucharan sus quejas.

Los manifestantes se quejan de que en el área hay baja presión de agua y con 2,200 apartamentos, el asunto será peor.

Al terminar el acto, residentes de El Corotú, al ver pasar a los del futuro proyecto, les gritaban. "Ahora a prepararnos con el robo en esta área. En Vacamonte hay dos bandas rivales y con esa pila de edificios no sabemos qué pasará", exclamó uno de los manifestantes.

El presidente Varela señaló que el asunto "no es calle arriba ni calle abajo, estos son panameños en busca de una solución habitacional y como tal serán escuchados".

Los residentes de la barriada El Corotú programan cierres de calles en Vacamonte.

Block title
Block content
Block title
Block content