Block title
Block content
Block title
Block content

Exija precios visibles y su cumplimiento

Por: Por: Abilio Abel González López / Comunicador social -

A pesar de las advertencias y sanciones impuestas por la Acodeco, además de las denuncias de los consumidores por las redes sociales y otros medios, todavía hay algunos locales comerciales que continúan con la falta de precios a la vista de los productos que comercializan.

Además, hay casos donde se anuncia que determinado producto tiene un precio, y usted lo adquiere porque confía que el mismo es correcto e incluso cuando lo verifica en el lector del código de barra, el mismo coincide. Pero al momento de pagar, ocurre lo contrario.

Publicidad

En una ocasión, comparamos varios precios de frascos de vinagres de manzana y guiándonos por los precios anunciados en el anaquel, escogimos uno cuyo precio era B/.0.89, pero al pagar registró B/.1.15. Sorprendido, le informamos a la cajera que había un error, pero ella solo se limitó a decir que eso era lo que la caja marcaba. Ante esa respuesta, decidí no comprar el producto, como protesta por esta desinformación.

La Acodeco recomienda que al darse una anomalía parecida, se presente la denuncia procurando tomar una foto del producto con su precio anunciado y el recibo o tiquete de caja donde se presenta el otro, para dejar constancia o prueba de la irregularidad. Las denuncias pueden ser anónimas, Whatsapp 6330-3333, el Centro de Contacto 130 y la Línea de Atención Ciudadana 311, entre otros medios que ha puesto a disposición esta institución para facilitar los reportes de las irregularidades.

La Ley 45 de 31 de octubre de 2007 sobre protección al consumidor y defensa de la competencia, en su artículo 36, establece como una obligación del proveedor informar sobre el precio, entre otras características de un producto o servicio ofrecido.

El precio debe colocarse en forma clara, precisa y en lugar visible al público. En el caso de existir más de un precio marcado por el proveedor, prevalecerá el menor y se debe vender a ese precio.

Los precios a la vista, no solo se exige para alimentos y medicamentos, sino para todas clases de productos y servicios. Por ejemplos, artículos de limpieza, uso personal, electrodomésticos, comidas preparadas, lavamáticos y lavanderías, o sea, todo lo que se exponga a la venta de los consumidores. La mejor manera de hacer valer el derecho al precio a la vista, es exigirlo y que cumplan con lo que anuncian.

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content