Infiernillo político

Por: Ramón Jiménez Vélez Analista político -

Bueno, bueno, la nota paradójica que vivimos nos revela las contradicciones producto de la doble moral o el actuar acorde con las conveniencias en una actitud amoral (se carece de conciencia moral), ¿o no? Por cierto, se critica al cortesano de la pradera por salir de la “procu” a la toga magisterial, pero nada se dice de la espía africana porcelanosa que de los predios de la inseguridad estatal salió a la “procu” y ahora quieren togarla, aunque ella lo niegue, ¿o sí? De paso, se preguntaría por qué forzar esa situación de una funcionaria que pierde los estribos cuando cuestionan sus actuaciones discriminatorias al investigar. Así tenemos, como ejemplo, que a quien arrolló a una ciclista le montaron bloque de búsqueda y una cuantiosa recompensa (que ahora califican de dolosa), y al que, etílico y a velocidad, arrolló fatalmente a un peatón y se dio a la fuga lo sacaron de prisión y le dieron país por cárcel, alegando que se había entregado voluntariamente, sin tomar en cuenta que violó los 3 actos más penalizados por el reglamento: ebriedad, velocidad y fuga. El asunto de la “procu” para hacer la concesión es debido a la perversa arbitrariedad de haber detenido en horas de madrugada a Julio Miller, llevándolo encadenado por un hecho que ni tan siquiera está incluido en el Código Penal. Como el periodista, que fue vejado pese a estar enfermo, gestiona denunciar ante Autoridad Internacional, la llevaría a la suprema cortesana para darle cierto sentido de protección. Cuando a la “procu” le cuestionaron en televisión su discriminación en los casos, se rayó y negó que hubiese trato diferente, pues ella insistió en que se ajusta a la ley (pero no lo sustentó). Tal vez se haya contagiado del virus de la percepción con que el gobierno actual trata de envolver los hechos evidentes, ¿o no? Según el novelista y fabulista francés Jean de la Fontaine, los más acomodaticios son los más hábiles. Bueno, eso es todo por hoy, pero tranquilos, que el próximo jueves habrá más.

Para comentar debes registrarte y completar los datos generales.