Block title
Block content
Block title
Block content

Alimentación inadecuada y sus efectos extremos

Alimentación inadecuada y sus efectos extremos

Por: Por: Pablo A. Solís Especial para Crítica -

En muchas ocasiones al hablar de mala alimentación en niños y adultos, se cree que esta va ligada a la desnutrición o bajo peso, pero cuidado, esto puede irse al otro extremo, como es la obesidad, la cual está en aumento, sobre todo en la población infantil.

Una inadecuada alimentación puede afectar muchos aspectos en la salud de las personas, pero en ocasiones solo se piensa en el bajo peso, dejando de lado que una persona puede experimentar esta mala práctica con sobrepeso, advirtió el Mgter. Héctor Moreno Esquivel, jefe del Departamento de Nutrición del Hospital de Especialidades Pediátricas “Omar Torrijos Herrera” (HEPOTH) de la Caja de Seguro Social (CSS).

Publicidad

“Cuando decimos mala alimentación, no solo hablamos de un problema de bajo peso o desnutrición, sino que también puede provocar obesidad, la cual afecta a una gran parte de la población”, resaltó el especialista.

En el caso de los niños, Moreno indicó que estas deficiencias nutricionales pueden incidir en el crecimiento del infante, pueden verse afectados su estatura y peso. Además, el nutricionista califica de necesario darles a los pequeños la oportunidad de consumir una variedad de alimentos, incluyendo los recomendados a través de guías alimentarias del país, los cuales permitirán a futuro, evitar problemas que afectarán su salud.

Moreno explicó que en los niños, es importante prestar atención en cada una de las etapas de su desarrollo, es importante saber qué es lo que conviene darles de comer; por ejemplo, en los lactantes mayores de seis meses, es común encontrar que se les ofrece demasiado volumen de fórmula o formula con cereal, provocando con ello un incremento de peso.

“En los preescolares, si no se presta atención a lo que ingieren pueden desarrollar sobrepeso u obesidad, por exceso de jugos o bebidas y comida chatarra. Pero si son de aquellos niños que no comen porque sus padres no les dan la comida pueden caer en bajo peso y caso extremo desnutrición”, dijo.

En esta etapa es común el rechazo a las frutas y los vegetales, que son opciones muy saludables, sostuvo el Mgter. Moreno, quien aclaró que esta situación también se da en el grupo de niños en edad escolar, con la consecuencia de que pueden presentar estreñimiento ante una pobre ingesta de fibra y agua.

Buena alimentación

Lo importante es que se pueda cumplir con una alimentación variada, que incluya proteínas de origen animal: carnes, ya sea roja, pescado o pollo; carbohidratos a base de cereales, verduras o tubérculos, y que integre menestras, resaltó Moreno.

Por lo regular, los niños son dados a comer muchas golosinas, y si no lo hacen frente a los padres lo van hacer a escondidas, por lo que es importante enseñar al niño a preferir opciones saludables de alimentos como frutas en las meriendas.

Ante esta realidad, si tiene dudas sobre la alimentación de su hijo en cualquier etapa de la niñez, consulte a un profesional de la nutrición que le puede orientar y ayudar si requiere de atención, precisó el Mgter. Moreno.

Datos de interés sobre obesidad

• De acuerdo a la OMS, entre los 5 y 19 años de edad los casos de obesidad se han multiplicado por 10 en el mundo.

• En Panamá, 1 de cada 10 niños menores de 5 años y 3 de cada 10 niños y adolescentes presentan exceso de peso, lo que se duplica en la vida adulta.

• Factores: Estudios han demostrado que el riesgo de llegar a ser obeso cuando los miembros de la familia presentan la misma condición es de 27.5 % para el varón y 21.2 % para las mujeres.

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content