Block title
Block content
Block title
Block content

¡Los jóvenes están leyendo!

Por: Rosalina Orocú Mojica /VIVA Fotos: Marly Domínguez, Shino y Rosalina Orocú -

La literatura juvenil fue la que más se vendió en la XI Feria Internacional del Libro en Panamá, FIL 2015, afirmó la presidenta de la Cámara panameña del libro, Orit Betesh, quien dijo que "el Gobierno tiene la economía frenada y le pido al señor presidente que le ponga sal y pimienta".

Ella dijo que a nivel internacional, el autor que más vendió fue Walter Riso, autor de "Amar o depender", quien en el coloquio 'El arte de amar sin apegos', el sábado, destacó la importancia de vencer el apego para disfrutar de la vida y crecer integralmente.

Entre los locales el más vendido fue el de Eduardo Verdurmen, "El punto secreto 2, viaje astral", sobre ficción y donde un fino cordón dorado conecta dos mundos.

También se vendieron muy bien los de Benito Taibo ("Persona normal"/ "Desde mi muro") al cual, nos dijo Btesh, no solo adolescentes y estudiantes, sino también madres e hijos- le contaban que les ha cambiado la vida y esperaban en una larga fila que les dedicara 1, 2, 3, 4 y hasta 5 ejemplares.

La española María Dueñas ("La templanza), el puertorriqueño José Fernández ("Reta tu vida") y la mexicana Lorena Amkie ("El club de los perdedores") fueron otros que gozaron de la preferencia de los lectores en la FIL 2015 que concluyó este lluvioso domingo en Atlapa, con Guatemala como País invitado.

Juan Pablo Escobar que vendió más de dos mil ejemplares de "Pablo Escobar, mi padre" está también en la lista de los que más vendieron.

"Estoy muy satisfecha", nos dijo la panameña Rose Marie Tapia. Riendo comentó que ni tiempo tenía de ir a almorzar. Lo hacía en el puesto, pues los lectores son prioridad y no podía dejarlos esperando para dedicarles "Un grito desde el silencio".

Tampoco hubo queja de parte de Ricardo Puello quien este año trajo "La cócora", al igual que el de Rose Marie, sobre el "bullying".

Foro/taller Sagitario Ediciones vendió casi todo lo que llevó.

La embajadora de Guatemala, Ana María Diéguez, dijo que fue una oportunidad única para que Guatemala diera a conocer su literatura y se posicionara en la mente de los panameños.

Fueron seis días en los que la industria editorial de quince países ofertó una variada literatura de todo el mundo, y el domingo la FIL cerró con un emotivo homenaje al poeta César Young Núñez, con trovadores y todo: Arcadio Camaño y Salustiano 'Tano' Mojica; cuyas décimas, que dedicaron a Young Núñez, a Guatemala y la embajadora Diéguez, así como a la presidenta y la directora ejecutiva de la Cámara Panameña del Libro, fueron muy celebradas y aplaudidas por el público en el Teatro La Huaca.

Block title
Block content
Block title
Block content