Block title
Block content
Block title
Block content

Pasará la página en el extranjero

Por: José I. Huertas F. /VIVA -

Como reza la canción de Frankie Ruiz, "quiero cantar de nuevo y caminar, y a mis amigos buenos visitar pidiendo otra oportunidad", así hará Maiseth Castroverde, mejor conocida como "La Chechi", tener una nueva oportunidad de vida, por lo que pasará la página cuando salga en libertad yéndose a vivir al extranjero. "Quiero irme fuera del país a relajarme y desconectarme un poco... Estar detenida no es fácil", expresó.

La modelo, quien fue detenida en agosto del 2013 por supuesto delito de tráfico internacional de drogas, y participó ayer del lanzamiento de la campaña contra el maltrato a la mujer, mencionó que una vez salga del centro de rehabilitación femenino, saldrá una mujer completamente renovada, con actitud positiva. "Empezaré de cero, ya que perdí todos mis bienes, y rehacer una nueva vida".

Publicidad

Lo bonito de estar presa

Según narró, para ella lo más bonito de estar tras unos barrotes es el relacionarse con todo tipo de gente humilde, aquellas que lloran, sufren, cuentan sus problemas y uno trata de ayudarles. Indicó que no todo es malo en la vida, por lo que siempre hay que aprender a sacar las cosas buenas de lo que nos pasa.

Añadió que en los momentos depresivos, algunas le dan su hombro para que llore, le aportan buenos consejos y esto es lo que le reconforta. "Aquí hay mucha gente que busca de Dios, dentro de la oscuridad tú puedes brillar".

'Los perdono a todos'

Maiseth Castroverde aseveró sentirse espiritualmente tranquila, y apunta que Dios le ha concedido esta paz, pues siente que el tiempo que lleva privada de libertad le ha servido para encontrarse con ella misma. "No guardo rencor en mi corazón, Yo los perdono a todos; algún día todo se aclarará, tengo paz interior... No le guardo odio a la persona que me metió este golazo e incluso a los medios de comunicación que hablaron mal de mí. Dios me tiene con bien y salud".

Su proceso

"Siento que me han hecho la vida imposible", expresó rotundamente, tras señalar que su proceso se está llevando de forma lenta. Comentó que una de las cosas que más la deprimen son las locuras y películas que han inventado y siguen inventando.

Recalcó que aunque no entiende nada de lo que le está pasando, no reniega de ello y le ha tocado aprender que las cosas pasan por algo. "El tiempo de Dios es perfecto y él no se equivoca".

Block title
Block content
Block title
Block content