Salsa y merengue pa’ gozar

Por: Fotos: Jaime Cordero -

La fiesta del Caribe cumplió las expectativas. Bailadores de diversas edades aprovecharon la oportunidad para disfrutar de la buena salsa y el contagioso ritmo del merengue en el Figali Convention Center, donde cinco artistas internacionales tiraron parte de sus repertorios para poner al público a gozar.

Esta rumba empezó temprano, ya que a eso de las 9:20 p.m. hizo su entrada al escenario el artista al que los años no le caen encima, nacido en Cuba, Willie Chirino, quien con "Medias Negras" logró que muchos recordaran épocas pasadas, además de deleitar a los asistentes con temas que no pasan de moda como "San Zarabanda", "Lo que está pa' ti" y "El collar de Clodomiro", entre otros.

Chirino abandonó el escenario entre aplausos, no sin antes recordar que su primera visita a Panamá fue hace unos 40 años, un 4 de noviembre, en fiestas patrias.

Luego el turno fue para otro cubano, Rey Ruiz, quien inició su participación con uno de sus grandes éxitos "Luna Negra", la cual de inmediato hizo que muchos presentes se levantaran de sus asientos para empezar a tirar sus pasos.

"Y vi la luna negra, y negras las estrellas cuando te vi partir, y el consuelo ya no basta y qué no haría...", se escuchaba a muchos cantar. Luego siguieron otros éxitos: "Si te preguntan", "Todo por estar contigo", "Eso digo yo", "Mi media mitad" y cerró con "Amiga", que hizo a muchos cantarles al oído a sus parejas "Amiga... esa noche no éramos nosotros, eran las copas porque cuando yo te amaba a ti, veía a otra y tú cuando besabas, besabas otra boca".

Después el turno fue para el "Príncipe de la Salsa", Luis Enrique, que con "Con date un chance" al estilo pop inició su participación, la cual incluyó entre otros temas: "Desesperado", "Tú no le amas le temes", "Desesperado", "Mi mundo" y otras tantas para cerrar con "Yo no sé mañana".

Al despedirse del público, estos le pidieron "otra, otra", pero por la premura no pudo volver al escenario.

Cuando el reloj marcaba las 1:35 de la madrugada, le tocó el turno a la "Reina del Merengue", Milly, quien, acompañada de la orquesta panameña Sociedad Anónima y al ritmo de "La Guacherna", le puso más sabor a la noche. Clásicos como: "Tengo", "Volvió Juanita", "La que me robó tu amor" y "Para darte mi vida", entre muchos otros, fueron la cereza del pastel para la noche.

Tito Nieves, "El Pavarotti de la Salsa", en su intervención, volvió a mostrar su calidad interpretativa con temas como "Sonámbulo", "De mi enamórate" y, por supuesto, "Fabricando fantasías", entre otros de sus clásicos.

No hay duda, la Fiesta del Caribe estuvo en todas.