Vetan proyecto para rebajar costo de clases virtuales y semipresenciales

Vetan proyecto para rebajar costo de clases virtuales y semipresenciales

Vetan proyecto para rebajar costo de clases virtuales y semipresenciales

Por: Yorlenne Morales / Crítica Impreso -

El Ejecutivo objetó de "manera total", por inconveniente e inexequible, el proyecto de Ley 508, que buscaba regular el porcentaje de descuentos a universidades y escuelas particulares, si la modalidad de enseñanza es virtual, semipresencial y presencial.

En una nota remitida al presidente de la Asamblea Nacional, Marcos Castillero, el mandatario Laurentino Cortizo devolvió sin sancionar el proyecto que establece medidas en materia educativa relativas a las clases virtual, presenciales y semipresenciales.

Publicidad

Cortizo destaca que de los artículos que componen el proyecto, el 16 es el que más controversia ha generado, debido a que plantea una abierta injerencia estatal en las relaciones comerciales entre particulares, que podrían afectar seriamente la seguridad jurídica que garantiza la Constitución al establecer descuentos obligatorios a los servicios educativos prestados por los centros particulares.

El artículo en referencia señala que los centros educativos y universidades particulares que cuenten con una anualidad de $1,500 a $4,000 se aplicará un ajuste de 25 % por los servicios prestados. En los centros educativos y universidades particulares con una anualidad de $801 a $1 499 se aplicará un ajuste de 20% por los servicios prestados. En los centros educativos y universidades particulares que cuenten con una anualidad de $800 o menos, se aplicará un ajuste de 10 %. Los ajustes económicos para la enseñanza a distancia virtual, semipresencial y presencial se aplicarán tanto en la matrícula como en las anualidades.

El gobernante advierte además las dificultades de otorgar a la Dirección Nacional de Currículo y Tecnología Educativa y la Dirección Nacional de Informática Educativa del Meduca, en coordinación con la Autoridad de Innovación Gubernamental, el elaborar una plataforma educativa que pueda ser utilizada por los centros educativos oficiales y particulares.

Se indica que Panamá tiene 3,107 centros educativos oficiales y 601 particulares, para un total de 3,708 centros con una población de 902, 290 estudiantes, porlo que la elaboración de una plataforma virtual requeriría tiempo y recursos económicos y humanos para realizar esta labor y darle seguimiento y mantener en funcionamiento dicha plataforma.

Otro aspecto que se advierte es que el proyecto puede atentar contra la letra y espíritu del convenio con la Organización Mundial del Comercio, que determina la libertad de empresa y la competencia económica con la participación de distintos agentes económicos en el mercado.

Cortizo sostiene además que el efecto retroactivo del proyecto viola el artículo 46 de la Constitución que indica que las leyes no tienen efecto retroactivo, excepto las de orden público o de interés social cuando en ellas así se exprese.

El tema relativo al fuero laboral extralimitado también lo objeta Cortiza, cuestionando que se establece una prohibición al despido de los trabajadores docentes, administrativos y colaboradores, agregando la frase 'bajo ninguna circunstancia".

El diputado del PRD, Leandro Ávila, proponente del proyecto, manifestó que el veto es un duro golpe para la clase media y para la gente desempleada.

Según Ávila, los dueños de las escuelas particulares pagaron un abogado para que le redactaran los argumentos para empujar el veto, así como las universidades particulares.

"El pueblo debe saber que los dueños de las escuelas particulares y universidades hicieron lobby como nunca antes en su vida, no quieren reglamentación porque quieren seguir como hasta ahora, abusando de los padres de familia", añadió.

Ávila anunció que aunque haya una diferencia entre la Asamblea Nacional y el Órgano Ejecutivo, intentarán pasar el proyecto de Ley 508 por insistencia, y le corresponderá a la Corte Suprema de Justicia intervenir en el conflicto.

"Es importante llegar hasta la Corte porque estas escuelas en su mayoría han venido haciendo con los padres de familia lo que les da la gana, y ahora con esa decisión del Órgano Ejecutivo, van a seguir haciendo lo que les da la gana", expresó el diputado.

Contenido Premium: 
0