Block title
Block content
Block title
Block content

El Vidajena

Por: Redacción -

El pasierazo mulato Charles Steawart anda por los cincuenta y tantos y cuando alguien le pregunta cuántos abriles tiene, responde que treinta y cinco. En el patio limoso todos conocen su pasado. En sus años mozos fue un peligroso delincuente que cumplió penas en Coiba y también en la Modelo. Ahora que está viejo se dedica a narco y vende al por mayor canyac, pichi y el polvo blanco.

Parece que Charles no aprende. Tiene mala suerte. Siempre hay quien lo delata y va a dar con sus huesos en la cárcel. Como ahorra plata que le administra la hermana que lo quiere mucho, contratan a esos abogados marrulleros que entran por todos los golpes y cuando menos lo espera está de vuelta por el patio limoso vacilando a las guiales blanquitas, porque este es otro que se ha olvidado del viejo dicho: mujer blanca perdición del negro.

Charles es un

Block title
Block content
Block title
Block content