Se encuentra usted aquí

Block title
Block content

Más de tres mil bomberos tratan de sofocar incendio en California

La gravedad de la situación obligó al presidente de EE.UU., Donald Trump, a declarar el sábado el estado de emergencia en California.

Foto/EFE

Por: EFE -

El incendio en el norte de California (EE.UU.) sigue incontenible tras ocasionar la muerte de cinco personas, obligar a la evacuación de unas 38.000 personas y arrasar 36.000 hectáreas.

El llamado incendio "Carr", que se localiza en el condado de Shasta, se ha cobrado la vida de cinco personas, luego de que las autoridades y familiares confirmaran el sábado la muerte de Melody Bledsoe, de 70 años, y dos de sus bisnietos, James Roberts (5) y Emily Roberts (4).

Previamente las autoridades dieron cuenta de la muerte durante la semana de Don Ray Smith, de un operario de un bulldozer, y Jeremy Stoke, bombero de la ciudad de Redding, la principal urbe del condado de Shasta y 350 kilómetros al norte de San Francisco.

LEE TAMBIÉN: Supuesto fraude en las elecciones de Honduras obliga a que la CIDH intervenga

El más reciente reporte del Departamento Forestal y de Protección Contra Incendios de California (Cal Fire) revela que este fuego, iniciado el pasado 23 de julio, está contenido en un 5 % y tiene a más de 3.300 operarios luchando contra las llamas.

Son 517 las estructuras (casas y edificios) destruidas y otras 135 que están dañadas, de acuerdo con esta agencia estatal.

Publicidad

Este estado enfrenta además otros incendios forestales, como el "Ferguson", cerca del Parque Nacional Yosemite y que ha obligado al cierre de varios sectores de este sitio, mientras que en las Montañas de San Bernardino, en el sur de California, el incendio "Cranston" amenaza en especial a los habitantes de Idyllwild

El fuego "Ferguson", en el condado de Mariposa, al este de San Francisco, se extendió a más de 21.700 hectáreas y la labor de 3.861 bomberos y operarios ha logrado ser contenido en un 30 %, según las autoridades estatales.

La gravedad de la situación obligó al presidente de EE.UU., Donald Trump, a declarar el sábado el estado de emergencia en California, lo que supone que el Gobierno federal preste asistencia adicional.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title