Padre incendia casa; mata 2 hijas y 4 nietos, porque 1 se casó sin su permiso

El múltiple crimen conmovió a la localidad de Muzaffargargh, en el centro de Pakistán
La policía de Pakistán con los cadáveres de las mujeres y los niños incinerados presuntamente por un padre molesto con la boda de una de ellas.

La policía de Pakistán con los cadáveres de las mujeres y los niños incinerados presuntamente por un padre molesto con la boda de una de ellas.

Por: Pakistán / Infobae -

Un hombre en Pakistán está siendo buscado por la policía por haber asesinado a sus cuatro nietos y dos de sus hijas porque una de ellas se casó en contra de sus deseos.

De acuerdo con las autoridades, Manzoor Hussain sería responsable de prenderle fuego a la casa que compartían las hermanas Fauzia Bibi y Khurshid Mai en una aldea en el distrito de Muzaffargargh, en el centro de Pakistán, dijo a Reuters el funcionario policial Abdul Majeed por teléfono.

Publicidad

El esposo de Mai también murió en el incendio, dijo Majeed.

Bibi se había casado con Mehboob Ahmad hace unos 18 meses en contra de la voluntad de su padre en un llamado matrimonio por amor, según el funcionario, en lugar de un matrimonio concertado.

“El incidente es el resultado de la rivalidad entre las dos familias por el matrimonio por amor”, dijo Majeed.

Hussain, el padre al que se busca, vive en un pueblo cercano, agregó.

LEE TAMBIÉN: Pareja gana millonaria lotería; pierden el boleto y se divorcian

El esposo de Bibi, Ahmad, le dijo a la policía que no estaba en casa en el momento del incendio y que había encontrado la casa en llamas cuando regresó del trabajo temprano en la mañana, según su declaración a los oficiales, que fue vista por Reuters.

Ahmad dijo que su hijo de cuatro meses había muerto, junto con los tres hijos de Mai de dos, seis y 13 años.

En Pakistán son asesinadas cada año cientos de mujeres por casarse sin el consentimiento de su familia o contra los deseos de esta, denuncia la Comisión de Derechos Humanos de ese país, en crímenes que se han catalogado como “de honor” y que están asentados en la tradición machista de las sociedades musulmanas.

Casos atroces de estos crímenes de honor incluso han traspasado las fronteras del propio Pakistán, como es el caso de Saman Abbas, una adolescente pakistaní que fue asesinada en Italia por su familia al no querer consumar el matrimonio que le habían arreglado.

La joven de 18 años encontró la muerte a manos de su familia, quienes planearon cortarla en pedacitos y tirarla al río por no comportarse como se esperaba de una mujer musulmana.

El asesino fue el tío de Saman, Danish Hasnain, un islamista fundamentalista de 33 años. El hermano de la joven lo reveló ante la Justicia: “La mató estrangulándola; me pidió que no dijera nada a los carabineros y amenazó con matarme si decía algo. Pensé en matarlo mientras dormía, teniendo en cuenta lo que había hecho. Pero después consideré que yo habría acabado en la cárcel y que era mejor que intervinieran los carabineros”, declaró el adolescente.

Contenido Premium: 
0