Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

La violencia se extiende en Bolivia mientras se espera el resultado electoral

"Hagan auditoría, no tengo nada que ocultar, no necesitamos la ayuda de nadie", expresó el mandatario Evo Morales.

Por: La Paz / EFE -

Una ola de violencia y protestas se han desatado en Bolivia por un supuesto fraude electoral a favor del presidente Evo Morales, mientras tanto el órgano electoral difundió datos preliminares que le dan la victoria pese a que en el recuento oficial va prácticamente empatado con el opositor Carlos Mesa
Los detractores de Morales se enfrentaron a la Policía y a simpatizantes del partido del presidente, el Movimiento al Socialismo (MAS). La difusión por parte del Tribunal Supremo Electoral de un resultado preliminar no oficial, que da al presidente por unas décimas la victoria en primera vuelta, desató las protestas
Publicidad
Este conteo otorga a Evo Morales el 46,85 por ciento de los votos frente al 36,74 de Carlos Mesa, con solo once décimas para proclamarle vencedor de primera vuelta
La ley electoral da la victoria al candidato con al menos el 50 por ciento de los votos, o con el 40 y diez puntos de ventaja sobre el segundo, que se cumpliría con estos datos por solo esas décimas
Sin embargo, el recuento oficial está todavía al 63,1 por ciento y da Morales el 42,8 por ciento y el 41,86 a Mesa, con lo que ambos irían a segunda vuelta al ser los más votados pero sin haber logrado los porcentajes que dan la victoria en esta primera convocatoria
Esta mezcla de datos fue interpretada por los críticos a Morales como un intento de fraude para darle la victoria en primera vuelta, ya que la noche del domingo se había detenido el conteo provisional cuando daba opciones a Mesa de una segunda cita con las urnas
La misión de observación de la OEA instó al órgano electoral a "defender la voluntad ciudadana" de manera "ágil" y "transparente", tras la confusión generada por la difusión previa del resultado preliminar sin esperar al oficial
Por otro lado, Evo Morales, se reunió este martes con miembros de delegaciones diplomáticas y organismos internacionales, tras las advertencias desde la comunidad internacional sobre la fiabilidad del proceso electoral en el país a raíz de las denuncias de un supuesto fraude. "Hagan auditoría, no tengo nada que ocultar, no necesitamos la ayuda de nadie", expresó
Contenido Premium: 
0