Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Advierten actividad sísmica en zona que incluye a Panamá

Por: -

Un tuit de la ONU advierte del peligro de la actividad sísmica del llamado Anillo de Fuego, que incluye a Panamá.

El Cinturón de Fuego del Pacífico, conocido como Anillo de Fuego, es un área en forma de herradura que se extiende desde América del Sur y América del Norte hasta Asia oriental y Nueva Zelanda. Se caracteriza principalmente por su intensa actividad sísmica y volcánica.

Publicidad

Según Roger Bilham, de la universidad de Colorado, el planeta ha entrado en un periodo de constante actividad sísmica. El periodo podría durar al menos cinco años por el aumento de temperatura en el núcleo del planeta.

Una ola de sismos ha impactado recientemente en la placa del Pacífico, golpeando Japón, Guam y Taiwán, áreas situadas alrededor del llamado Anillo de Fuego del planeta.

Según Infobae, la frecuencia y la proximidad entre ellos ha alertado a los expertos, que advierten que podría haber un gran terremoto mortífero en breve.

Según el medio, la cadena neozelandesa Newshub afirma que el 90% de los terremotos ocurren en el Anillo de Fuego. En esta zona se concentran también las tres cuartas partes de los volcanes activos del mundo.

En Taiwán se registraron 17 muertos el pasado 6 de febrero, dos semanas después se evacuaron a 61 mil personas en Filipinas por la erupción del volcán Mayón y en Alaska, un terremoto de 7.9 provocó una alerta de tsunami, confirma Infobae.

El "temible" Anillo de Fuego comprende desde el cordón cordillerano de los Andes (Argentina y Chile), islas Salomón, Tonga, Samoa, Tuvalu, Nueva Zelanda, Perú, Ecuador, Colombia, Panamá, Costa Rica, Nicaragua, El Salvador, Honduras, Guatemala, México, Estados Unidos, Canadá, entre otros.

En los primeros días del año, la actividad sísmica en Alaska, Japón y Taiwán, así como la reactivación de un volcán en Taiwán, mantiene las alertas al máximo ante alguna catástrofe.

En el caso de Panamá, en enero hubo 560 movimientos sísmicos. El 31 de enero hubo un fuerte sismo de 5.7 grados en el área de Pedasí y el 10 de febrero otro de 5.4 grados que afectó el área metropolitana y Colón.

Pero, ¿qué está pasando en el planeta?, ¿acaso se espera un megaterremoto que arrase con estos continentes? De acuerdo con la Oficina de las Naciones Unidas para la Reducción del Riesgo de Desastres, el anillo se encuentra "particularmente activo".

Una de las explicaciones más lógicas que se pueden encontrar en el campo de la ciencia es que el planeta ha entrado en un periodo de constante actividad sísmica, según Roger Bilham, de la universidad de Colorado en declaraciones recogidas por The Sun.

El científico reveló que el periodo podría durar al menos cinco años por el aumento de temperatura en el núcleo del planeta; pero el miedo y la expectativa de un terremoto perdurará en los habitantes de estas regiones.

Por otro lado, el investigador Chris Elders, un experto en geología de la universidad de Curtin, en Australia, afirma que la reciente actividad es completamente normal.

Desde que comenzó el año, una gran actividad sísmica se ha dejado notar a lo largo del Anillo de Fuego del Pacífico. Se trata del área con mayor actividad sísmica y volcánica del planeta y se encuentra en la cuenca del océano Pacífico.

En enero Alaska experimentó un terremoto y un volcán hizo erupción en Filipinas. En los últimos días nuevos terremotos han tenido lugar en Guam, Japón y Taiwán. La proximidad de todos estos sucesos hace que algunos hayan pensado que un terremoto de mayor envergadura se acerca.

Lo cierto es que los expertos afirman que estos hechos alrededor de la placa tectónica del Pacífico no están relacionados entre sí y que se trata de una mera coincidencia.

Los científicos, sin embargo, opinan que tal actividad en el Anillo de Fuego del Pacífico es absolutamente normal y que no hay posibilidad de que un efecto dominó provoque un terremoto más grande,  recoge  el Daily Mail.

Hay que tener en cuenta que alrededor del 90% de los terremotos en el mundo ocurren en esta región, que además alberga a tres de cada cuatro volcanes del planeta.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content