Vueltos el diablo en Tocumen, San Miguelito, Campo Lindbergh y Oeste

Vueltos el diablo en Tocumen, San Miguelito, Campo Lindbergh y Oeste

Por: Redacción y Eric Ariel Montenegro / Crítica Impreso -

En el mundo del crimen no existe tal cosa como la cuarentena. Este fin de semana, los sicarios no tuvieron ningún problema en movilizarse a diferentes horas del día y la noche para repartir balas mortales a adultos, niños y hasta oficiales de policía. Esto en Tocumen, San Miguelito, Campo Lindbergh y Arraiján.

A pleno mediodía de ayer, en calle 3ra. de Buena Vista, en Tocumen, hombres armados y con capuchas aprovecharon la lluvia para entrar a una residencia y detonar sin asco contra el señor Jian Barrios y su pequeño hijo del mismo nombre, que solo tenía 5 años.

Publicidad

Luego de su ataque, los asesinos huyeron hacia donde se ubica la planta de tratamiento de Buena Vista.

Ambos fueron auxiliados por un vecino que es cabo de la Policía, y que los transportó en su vehículo personal hasta el hospital Irma Lourdes de Tzanetatos. En esta instalación de salud se dictaminó inmediatamente la muerte del padre, mientras que el niño falleció horas después, pasadas las 4 pm.

Versiones sobre el hecho señalan que el hecho podría ser una represalia por un allanamiento en una casa del sector en la que se encontró droga. Al parecer, alguien había denunciado movimientos extraños en el área, lo que llevó a que las autoridades hicieran el decomiso.

Se menciona también que los sicarios realmente tenían como objetivo asesinar al cabo de policía que vive en la barriada, y se equivocaron de casa.

Otra teoría que se maneja -y que también sería una represalia- es que la víctima y otros vecinos planeaban instalar un portón en la entrada de la barriada para que los maleantes de los alrededores no pudieran ingresar, y que por ello fue asesinado.

San Miguelito

Un muerto y un policía herido dejó un ataque armado perpetrado por sicarios a eso de las 3:30 de la madrugada de este domingo 17 de mayo de 2020 en el área de La Fula, en Cerro Batea, distrito de San Miguelito.

Datos iniciales indican que las víctimas se encontraban reunidas en una residencia, celebrando un cumpleaños (incumpliendo el toque de queda nocturno por el coronavirus), cuando dos sicarios llegaron y realizaron detonaciones con arma de fuego hacia los presentes.

Los proyectiles alcanzaron a Víctor Samuel Camaño Ramos de 32 años, quien falleció, pero también quedó herido el sargento 1ro Alfredo Austin, de 44 años de edad. El herido dio su propia versión de que se dirigía a la residencia de su madre cuando vio a dos sujetos con arma de fuego, y los increpó. En ese momento, ellos le hicieron varias detonaciones, impactándolo en el cuello lado izquierdo y el hombro izquierdo.

El sargento Austin llegó por sus propios medios al Centro de Salud de Torrijos Carter, y posteriormente en un patrulla llevaron a Camaño Ramos, herido de muerte con múltiples tiros. Austin fue llevado al complejo hospitalario de la Caja de Seguro Social, donde permanece bajo observación médica.

Se cree que los atacantes proceden del del área de Las Torres de Las Colinas.

Arraiján

En tanto, un muerto y dos heridos, entre ellos una menor de 15 años de edad, fue el saldo que dejó el ataque de hombres armados a una residencia ubicada en calle B, primera etapa de la barriada La Constancia en Arraiján, provincia de Panamá Oeste, la noche del sábado.

La víctima fue identificada como Ryan Raúl Cedeño Hubbard, de 19 años, quien se encontraba dentro de su residencia junto a su familia al momento del ataque a tiros. Los atacantes llegaron en un auto Hyundai gris, desde donde le detonaron.

Los dos heridos fueron evacuados hacia un centro médico del distrito de Arraiján en tanto que Cedeño, falleció en sitio. La chica menor de edad recibió un balazo en el brazo derecho, mientras que el otro adulto herido, Helario Guerrero Lara, de 52 años de edad, sufrió 5 impactos en distintos puntos de su anatomía.

Posteriormente en un operativo policial, fueron ubicados en el sector del casco viejo del corregimiento de Vista Alegre, dos hombres presuntamente autores del homicidio. También un menor de edad fue detenido.

La Policía Nacional (PN) ubicó además el vehículo, presuntamente utilizado para realizar el crimen, y que al ser verificado mantienen una denuncia de robo, interpuesta por una empresa arrendadora.

Dos de los aprehendidos serán puestos ante el juez de garantías en las próximas horas. En tanto que el menor de 17 años de edad fue puesto a disposición de la Fiscalía de Adolescentes de Panamá Oeste.

Campo Lindbergh

Además, un hombre fue asesinado en la calle Miraflores del sector de Campo Lindbergh, diagonal a una clínica privada. Su cuerpo, lleno de agujeros de bala, quedó dentro de un auto Toyota Yaris gris. Testigos señalan que a eso de las 6:20 del sábado, desconocidos le abrieron fuego, para luego arrancar a toda velocidad en un auto blanco.

Contenido Premium: 
0