Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Fortalecen capacidades técnicas para combatir la pesca ilegal

Panamá se convirtió en 2016 es uno de los primeros seis países de Latinoamérica en ratificar este acuerdo, considerado el principal tratado internacional de carácter vinculante contra la pesca ilegal.

Por: Panamá, ACAN-EFE -

Panamá- Técnicos de instituciones vinculadas al sector pesquero de Panamá se han unido contra la Pesca ilegal No Declarada y No Reglamentada (INDNR), a través de la implementación del Acuerdo sobre Medidas del Estado Rector del Puerto (MERP), el Registro Mundial de buques de pesca, transporte, refrigerado y suministro, y otros instrumentos internacionales, se informó hoy.

Representantes de estos sectores participaron en un encuentro que forma parte de las acciones para dar respuesta a los compromisos adquiridos por el país, para cumplir el Acuerdo FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) sobre las Medidas del Estado Rector del Puerto.

Publicidad

Panamá juega un papel de "suma importancia" para hacer frente a la pesca ilegal "por ser un país que además de recibir productos pesqueros, se caracteriza por brindar servicios portuarios que permiten a las embarcaciones desempeñar sus actividades", indicó la sede regional de la FAO en la capital panameña.

El Oficial de Pesca y Acuicultura de la FAO para América Latina y el Caribe, Alejandro Flores, resaltó que "Panamá ha actuado y "mostrado su compromiso con acciones concretas para la implementación del Acuerdo y compartiendo información con otros países a través de una Red de Intercambio".

Por su parte, la administradora de la Autoridad de Recursos Acuáticos de Panamá (ARAP), Zuleika Pinzón, expresó que el país aglutina esfuerzos para mejorar el accionar en sus aguas para hacer frente de "manera integrada" a "este flagelo que genera pérdidas estimadas en 23 mil millones de dólares anuales a nivel global".

"Panamá ha dado importantes pasos, ya que tiene un Comité Nacional Interinstitucional para prevenir, desalentar y eliminar la pesca ilegal y suscribió el Acuerdo sobre las Medidas del Estado Rector del Puerto uniéndose al esfuerzo de otros países para cerrar la puerta a esta actividad", agregó Pinzón.

Este encuentro, organizado por la FAO, es parte de los esfuerzos nacionales para dar respuesta a los compromisos adquiridos por el país el pasado 23 de noviembre de 2016, cuando se depositó el Instrumento de Adhesión al Acuerdo sobre las Medidas del Estado rector del Puerto.

Además de la ARAP, en la capacitación participó la Autoridad Marítima de Panamá (AMP), la Autoridad del Canal de Panamá (ACP), representantes de Cancillería y de las carteras de Comercio, Salud y Seguridad Pública, así como de la Policía de Fronteras, Aeronaval y Aduanas.

Panamá se convirtió en 2016 es uno de los primeros seis países de Latinoamérica en ratificar este acuerdo, considerado el principal tratado internacional de carácter vinculante contra la pesca ilegal.

El Tratado, ratificado por más de 70 países en todo el mundo, obliga a los Estados firmantes a inspeccionar aquellos buques sospechosos y a denegar el atraque en sus puertos en el caso de que se confirme la procedencia ilegal de su pesca.

Según estimaciones de la FAO, la pesca ilegal no declarada y no reglamentada alcanza cada año 26 millones de toneladas (equivalente al 15 por ciento de la producción mundial registrada) y mueve cerca de 23.000 millones.

El MERP busca disuadir y eliminar la pesca INDNR a través de la prohibición de que los buques que la practican utilicen puertos para desembarcar sus capturas o acceder a servicios para desincentivar estas operaciones ilegales, además de frenar el flujo de productos provenientes de esta actividad ilegal hacia los mercados nacionales e internacionales.

Algunas de las actividades habituales de esta pesca son operar sin la debida autorización, capturar especies protegidas, utilizar artes de pesca ilegales y no respetar las cuotas de captura. 

Block title
Block content