Imputado por caso de niño futbolista asesinado seguirá detenido

El Tribunal considera que el hecho se registró en un lugar público y el imputado representa un riesgo para la comunidad.
Imputado por caso de niño futbolista asesinado seguirá detenido

Por: Redacción / Critica -

Un juez de garantías ordenó mantener la medida de detención provisional de Jairo José Gónzalez, 25 años, por los presuntos delitos de homicidio doloso agravado y homicidio doloso en grado de tentativa, en perjuicio de Entyer Núñez, de 12 años, tras la audiencia de apelaciones celebrada hoy.
Núñez, murió víctima de las heridas provocadas en la cancha deportiva Rommel Fernández en el Instituto Nacional, mientras que otro menor, de 14 años, sufrió heridas que le causaron una incapacidad provisional de 10 días, otro menor de edad de 14 años L.V.
La defensa de González había solicitado un cambio de medida cautelar, que fue negada.

El Tribunal considera que el hecho se registró en un lugar público y el imputado representa un riesgo para la comunidad.
En la audiencia de Apelaciones solo participó uno de los imputados por este hecho.

Publicidad
Imputados 

En la audiencia de control de garantías, realizada el pasado 14 de febrero, la fiscal de Homicidio, Jennifer Román indicó que los imputados fueron vistos en medio de la multitud que huía luego de que se escucharan detonaciones

Ambos llevaban armas de fuego en mano, se le dio persecución, pero se perdieron al entrar en un lote baldío cercano a la calle Darién en Santa Ana.

Otros uniformados que estaban dando la ronda por el lugar les dieron captura y fueron conducidos el cuartel de la UPC de El Chorrillo.

La unidad (agente de tránsito) que en primera instancia los observó realizar las detonaciones contra la multitud de personas que disputaban de la final del Mundial del Barrio, logró identificarlos como los presuntos agresores.

González fue condenado a 74 meses de prisión por el delito contra el patrimonio económico, en el año 2013. En junio de 2018 el Juzgado de Cumplimiento declaró la extinción de la pena.

Las armas que se utilizaron en el supuesto homicidio no han sido recuperadas. Algunos testigos señalan a los imputados de supuestamente pertenecer a un grupo delincuencial que opera en Santa Ana.