Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Doce preguntas a un stripper en Panamá

Un bailarín erótico confiesa el momento más incómodo como profesional en el striptease, entre otros temas de amor, y sus pasatiempos.

Por: Ana Cristina Quinchoa -

La percepción que gira en torno a los strippers está cargada de temas sexuales. Aunque se trata de un espectáculo en el que el actor principal se va desnudando poco a poco, y de una manera insinuante, para quienes se dedican a esta profesión se trata de un arte que lleva consigo múltiples cualidades: ser atractivo, cuidar de la salud, poseer el don del baile, entre otras.

Esos atributos los tiene César Quintero, un hombre de 30 años de edad, que pertenece a un grupo de strippers en Panamá.

Para Quintero, el striptease es un oficio que requiere de pasión, disciplina y dedicación para hacer de los shows una vivencia espléndida para el púbico, por eso, conversó con el equipo de Contenido Premium.

LEER TAMBIÉN: El patacón más grande y otros récords Guinness de Panamá

¿Por qué te dedicas a ser stripper y cuánto tiempo llevas en esto?

Me dedico al arte del striptease porque es lo que más me apasiona en la vida. Llevo ocho años practicando esta profesión.

Publicidad

Y tu familia, ¿qué opina al respecto de tu profesión?

Bueno, mi familia siempre me ha apoyado desde el inicio de mi carrera.

¿Aún existe la discriminación hacia las personas que se dedican a esta profesión?

La verdad sí existe la discriminación, pero yo siempre he sido de oídos sordos y vista ciega a las negativas de la sociedad.

En el aspecto educativo, ¿qué nivel de escolaridad tienes?

Yo soy técnico electricista instrumentista, quien se encargada de la instalación, reparación y mantenimiento de los instrumentos industriales, además de eso, puedo mencionar que llegué hasta sexto semestre de la Ingeniería Civil, debido a motivos económicos en mi país Venezuela, no logré culminar la carrera.

¿A qué te dedicas cuando estás fuera del escenario?

Cuando no estoy en mis 'shows', mi tiempo se lo dedico mucho a mi familia y a trabajar en otras áreas, y me refiero a que laboro como repartidor de encomiendas, haciendo traslados en la ciudad o al interior del país.

LEER TAMBIÉN: El ‘diccionario gay’ panameño

¿Cuánto tiempo te dedicas a ejercitar tu cuerpo?

Todos debemos llevar una vida saludable, porque esta profesión conlleva disciplina, por eso, cuando se trata de hacer ejercicios físicos, dedico dos horas en el gimnasio, por lo mucho,  mínimo una hora, haciendo un tiempo total de tres o cuatro horas por semana.

¿A qué tipos de eventos te contratan?

A todo tipo de eventos, en especial, trabajo mucho en las despedidas de solteras y cumpleaños.

¿Quiénes te contratan más?

Las mujeres son las que me contratan más, porque a los eventos donde me llaman son en su mayoría de compromisos para casarse, y ellas quieren una despedida divertida.

¿Cuál ha sido el momento más incómodo como stripper?

Uno de los momentos más incómodos que he vivido, es cuando una chica llega como espectadora, pero luego de empezar el show, te hala "aquello de allá abajo".

¿Alguna vez te han acosado o se han enamorado de ti?

Es un tema que siempre está, pero resulta que los bailarines tenemos que ser un poco prudentes y guardar la distancia necesaria.

¿Relaciones sexuales con clientes?

No, no ha sucedido en ningún momento. Por cierto, yo tengo una norma, que es hacer el show y de una vez retirarme del lugar.

LEER TAMBIÉN: La comida panameña está cautivando paladares en Nueva York

¿Qué se necesita para ser un buen stripper?

Lo que toda persona necesita es tener pasión, constancia, disciplina y dedicación para poder ser un stripper reconocido.

.

Contenido Premium: 
1
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content